Clasificación de los videojuegos según la intencionalidad: Introducción

Si hacemos un breve repaso a la mayoría de propuestas para clasificar a los videojuegos «Crawford (1982), Estallo (1995), Gros Grup F9 (1997) y Martí (2002)» nos daremos cuenta que la mayoría de ellas tienen un denominador común: la morfología de los videojuegos.

Durante años se han clasificado a los videojuegos según su morfología, dejando de lado su intencionalidad y propósito. La razón principal es el encasillamiento de los videojuegos como producto de entretenimiento y no como herramienta de comunicación. De hecho, el propio término Serious Games hace referencia a los videojuegos diseñados con objetivos no lúdicos, como educar «videojuegos educativos o Edugames» o persuadir «videojuegos publicitarios o Advergames» excluyéndose de los videojuegos “convencionales” puramente de entretenimiento.

Desde mi punto de vista esta visión es errónea y debemos pensar en los videojuegos más como una herramienta que como un producto de entretenimiento. En este contexto quiero poner encima de la mesa mi propia propuesta para clasificar a los videojuegos basándome en su intención/propósito principal:

  • Entretener
  • Educar
  • Persuadir
  • Investigar

A partir de estas cuatro intenciones se obtiene cuatro tipos de videojuegos:

  • Videojuegos de entretenimiento: El propósito de estos videojuegos es el de entretener. Se utiliza el videojuego como una herramienta de entretenimiento y ocio.
  • Videojuegos educativos: Se conciben para educar y formar. Aunque utiliza elementos lúdicos tales como la diversión para captar la atención y buscar la motivación del usuario, su propósito es puramente educativo.
  • Videojuegos persuasivos: Su objetivo es modificar comportamientos y actitudes y se encuentra muy ligado a la publicidad. El uso de los videojuegos persuasivos no es exclusivo de las empresas y marcas comerciales en el ámbito publicitario (Advergames), también se encuentra en esta categoría cualquier videojuego corporativo (ayuntamientos, universidades, ONGs, etc.) que contenga un contenido persuasivo.
  • Videojuegos de simulación: Recrean situaciones de la vida real a fin de investigar diferentes resultados e hipótesis. Estos videojuegos permiten la inmersión del jugador en situaciones o tecnologías específicas, dándole el control y la libertad de elección.

Es posible encontrar videojuegos que usen elementos de dos o más categorías pero lo que distingue un videojuego de otro es su intencionalidad y no el grado de utilización de los elementos. Por ejemplo, en los videojuegos de entretenimiento de temática bélica es muy común encontrar elementos históricos para añadir más realismo. Aunque la documentación de hechos históricos es un ingrediente más propio de un videojuego educativo que de un videojuego de entretenimiento, la intención principal del videojuego es la de entretener.

Call of Duty II

La incorporación de estos elementos se debe a la exigencia del público y el deseo de ofrecer un videojuego más atractivo, como en el caso de los videojuegos educativos, que en muchos casos utilizan elementos de entretenimiento para poder captar mejor la atención del jugador y fomentar la participación y motivación del aprendizaje.

Anuncios

Lara Croft desbloqueada!

Lara Croft

Lara Croft-01

Título: Arqueólogo

Se obtiene de:

Técnicas publicitarias en los videojuegos: Advergaming

El Advergaming «anglicismo que proviene de advertising, anuncio, y game, juego» es una técnica publicitaria que utiliza a los videojuegos como soporte comunicativo y publicitario, ya sea para dar a conocer un producto, un bien, un servicio, una marca o una entidad. El nombre fue acuñado por Anthony Giallourakis en enero de 2000 y mencionado posteriormente en la columna Jargon Watch de la revista Wired en 2001.

La peculiaridad de esta técnica «a diferencia de otras técnicas como el Product Placement o el In-Game Advertising» es que los videojuegos son creados ex profeso, es decir, su desarrollo y creación viene a petición de una marca/empresa, que es quien asume todos los costes de producción y distribución del videojuego.

Por otro lado, un Advergame es el resultado final del Advergaming. Es decir, es el videojuego publicitario creado por el Advergaming con la finalidad de alcanzar los objetivos propuestos, ya sea para tener un producto de entretenimiento y de contenido para poder establecer contacto con nuestra marca «branded enternainment o branded content», para atraer visitantes a nuestra página web, para dar a conocer a nuestros productos, para generar estudios de mercados etc.

Chen y Ringel (2001) establecieron tres niveles de integración de la marca/producto en un Advergame:

  • Asociativa: La marca o el producto es asociado a un estilo de visa o a una actividad que se desarrolla en el videojuego.
  • Ilustrativa: La marca o el producto tiene un papel fundamental y decisivo en las acciones del jugador dentro del videojuego.
  • Demostrativa: El jugador experimenta el producto o marca en un contexto del videojuego.

El Advergaming es cada vez más importante gracias, en parte, por el resurgimiento del branded content como nueva estrategia para conectar emocionalmente con los consumidores. Debemos tener presente que en la actualidad los consumidores ya no quieren consumir solo productos, quieren consumir experiencias, contenidos que emocionen y que les proporcionen una filosofía de vida. La mejor vía para lograr estos objetivos es mediante productos de entretenimiento, utilizando canales tan dispersos como la televisión, la radio, el cine, los libros o los videojuegos.

Siendo el entretenimiento el valor añadido que propone el branded content, no es difícil llegar a la conclusión de que una herramienta que entretiene, a priori, es una buena herramienta para el branded content. En este contexto los videojuegos se han alzado como uno de los productos de entretenimiento más utilizados, llegando a todos los perfiles y estableciendo un vinculo emocional muy fuerte con los consumidores.